Peña Karria (1.130 m). Vertiente suroeste. vía “Escalera al cielo”

La vía que esta temporada está de moda en el panorama alavés, es la abierta por Jose y Piña en la vertiente suroeste de Peña Karria. Sin duda, se trata de un gran itinerario que se va a convertir en una clásica de dificultad media. Al poco de estar abierta ya ha conocido varias repeticiones y todas ellas con un gran sabor de boca. Alberto y yo nos escapamos la semana pasada después de salir de currar para comprobar lo que ya era vox populi: muy buena vía!!.

“Escalera al cielo” recorre la parte izquierda de la pared sur de Peña Karria, justo en la vertical de su cima, a la derecha de la clásica “Pitxe”. Atraviesa un muro anaranjado muy vertical en cinco tiradas con un gran ambiente. Curiosamente Jose y “Piña”, después de recorrerla en artificial, intuyeron que la línea podría ser un buen itinerario para escalarse en libre, así que decidieron meterle parabolts y dejar de esta joyita, para que los más intrépidos puedan medir sus fuerzas.

1ªAscensión: José Ochoa de Eribe e Iñaki “Piña” en 2012.

Desnivel y dificultad: 130 m / 6c-A0 (6b oblig.)

Material: 16 cintas expres y reuniones. Cuerda de 70 m y grillo. La vía está equipada con parabolt y hay reuniones con descuelgue; otras con argolla para rapelar.

Aproximación:  Dejamos el coche en la carretera que sale del pueblo por debajo de las paredes, cerca de la granja de caballos. Subimos por bosque hasta alcanzar el sendero de la normal. Al terminar el bosque, nos desviamos hacia la derecha por la pedrera, pasando por debajo del murallón.

L1, 20 m, 6b+. Inicio vertical con seguros algo alejados,…algo picante para entrar en faena.

L2, 20 m, 6b. Travesía casi horizontal en la que hay que gestionar muy bien los pies, para alcanzar la base del techito.

L3, 35 m, A0-6c (7c? en libre). Superar el techo (A0) y continuar en libre por un muro muy compacto que bordea un desplomito en la parte superior por la izquierda.

L4, 30 m, 7a+. Largo espectacular que se inicia con una travesía, ligeramente descendente, y continúa después “todo tieso”, con un par de pasos duros después de una laja lateral, y después por buenos cantos en diagonal. A apretar!

L5, 25 m, V. Bonito largo, con menos ambiente que los anteriores, en el que predominan las placas rasgadas con buenos agarres redondeados.

La vía termina a escasos 15 metros de la arista, justo debajo de la cima: descender primero y seguir después una canal hasta alcanzar la cima. Descenso por la ruta normal (continuando la arista hacia el oeste hasta alcanzar las cadenas de bajada)  o bien  rapelando.

Anuncios

Peña Karria (1.130 m). Vertiente suroeste. vía “Pitxe”

Peña Karria es, sin duda, el terreno de juego donde los bigwaleros alaveses pasan más horas depurando su técnica. Con el paso del tiempo se han ido abriendo itinerarios en ambas vertientes. Casi todos en técnica artificial, aunque hay algunos que se dejan apretar y se encuentran equipados. José Ochoa de Eribe, Iñaki “Piña”, Juan Miranda, Adolfo, Korzo, Darwin, etc son sólo algunos de los personajes que más están unidos a estas paredes, aunque también hay otros que han puesto su ojo en estas verticales tapias.

Si hay una vía equipada convertida en clásica (por sus frecuentes repeticiones) en Peña Karria, esa es la “Pitxe”: equipada generosamente con parabolt (también quedan seguros originales), sobre una roca muy compacta, siguiendo un itinerario evidente, salvo en la penúltima tirada, en la que atraviesa en artificial una placa lisa para salir por un diedro a la arista cimera. Vía muy recomendable para iniciarse en la escalada de largos y conocer un rincón único del extremo occidental alavés.

Después de escalar la semana pasada la nueva “Escalera al Cielo”, en esta misma vertiente de Peña Karria, he pensado en colgar también la información de la “Pitxe” que tuve el placer de escalar en 2007 con mi gran amigo Oskar.

1ªAscensión: Fernández de Landa, Roberto y Carlos.

Desnivel y dificultad: 130 m / 6a+, A0 (V+/A0 oblig.)

Acceso: Desde el pueblo burgalés de Arroyo de San Zadornil, cercano a Valderejo, la pared se ve en toda su magnitud. No hay un camino claro, por lo que tendremos que superar el desnivel hasta la base de la pared intuyendo la línea. Unos 30 minutos desde el pueblo.

L1: 6a+, 30 m. Largo espectacular en diedro de libro equipado y en el que pueden meterse friends medianos para completar y para salir del mini-deplome (al final). Continúa por una repisa más tumbada en unos matorrales.

L2: 6a, 25 m. Se continúa por el diedro evidente atravesando un matorral y terminando en una repisa con otro matojo.

L3: 6a+, 30 m. Buen largo que se inicia en una placa técnica al recto y continúa después, en diagonal a la derecha, por un terreno muy compacto. Utilizar cintas largas para evitar roces.

L4: V+/A0, 30 m. Largo de artificial durante la placa lisa y termina en libre a la altura de la laja invertida, montando reunión en un matorral, en canal.

L5: V+, 15 m. Última tirada para completar la vía en la arista cimera de Peña Karria. Seguir el diedro-canal evidente.

Descenso: por la ruta normal de Peña Karria, recorriendo la arista hacia el oeste, hasta alcanzar las cadenas de bajada.