“Espolón de Ziordia”, re-climbing the classics!

Hace casi 25 años vivíamos nuestra primera experiencia en una pared de largos en el espolón de Ziordia, como muchos otros patateros y patateras. Su proximidad a las paredes de Egino, le hacían tener cierto “glamour” para los que poníamos la vista y el corazón en el pirineo.

Unos años después Joni y yo hemos vuelto al espolón, aprovechando una escapada relámpago, antes de los cambios de hora, apurando la tarde y recordando viejos tiempos…una vía elegante, con buenas tiradas para iniciarse con las tapias.

Desnivel y dificultad: 230 m, 7a (6a/A0 oblg.)

Apertura: en diversas incursiones…Félix Ruiz y Javier Castillo abrieron el primer espolón en 1972; un año después, Javier Iguarán y Juan Carlos Caballero, abrían el segundo; y en 1981 la fuerte cordada de Juán Oiarzabal, Atxo Apellaniz y Juanjo Amezgaray, dejaban abierta la salida actual.

Material: hemos utilizado 14 expreses (2 cintas largas), doble cuerda de 60 m y material de reuniones. Pueden venir bien 3-4 friends medianos.

Aproximación: desde Ziordia, dirigirse a la cantera y dejar el coche entre la primera y segunda valla. Continuar a pie en dirección a la base, sin complicaciones.

La primera tirada comienza con una placa bien picante que rondará el 6b de los de antes ☺, y que continua en V hasta un arbolito característico, pasando de largo por alguna R (45 m aprox)…

En la segunda tirada apuramos y alcanzamos la cima del “primer espolón”. Bonito largo de 6a, con unos pasos muy chulos en la parte superior (60 m).

Rapelito que los deja en la base del “segundo espolón”, bajo una placa vertical característica…

Nuestra tercera tirada de cuerda, comienza con un paso a bloque bastante borde (6b), que 25 años después sale al tercer intento…y luego le sigue un muro entretenido, con diedritos (V)…

El largo estrella recorre el característico “mango” de la pared por unos muros macizos en los que hay que bailar muy fino para encadenar (7a), …de lo contrario (como fue nuestro caso ☺), podremos A-cerar y continuar para arriba.

Él ultimo largo, reserva todavía un murito de lo más chulo (6a),…que hasta se nos hace corto.

Sin duda, ha sido otra gran tarde en la que hemos podido sorprendernos de lo entusiastas que eramos entonces, para subirnos por aquí…

Descenso: rapelado por una instalación a 100 m a la derecha (hito): R1 30 m hasta un pasamanos de 10 m; R2 57 m y R3 60 m hasta una canal desde la que se conecta con la pista de retorno.

Horario: 30′ aprox; 2h 45′ de escalada y 1,5h descenso.

Referencias bibliograficas: “Guía de escalada en Álava” de Garbiñe Uriarte

Sierra Cantabria. Peña Alta (1.249 m), vía “Muskaria”

La vía “Muskaria” seguía en la lista de pendientes, así que enrolé a Oskar para visitar “lo más amable” de los muros de Peña Alta. Una visita relámpago sin mucho tiempo para disfrutar del entorno magnífico de Meano, pero suficiente para catar una vía “100% Sierra Cantabria”: con equipamiento ajustado y largos de gran calidad.

Desnivel y dificultad: 170 m, 6c (6a+ oblig). Curiosamente el largo característico de esta ruta es el segundo de 6a+ que requiere un sentido de navegación avanzado y nervios de acero para gestionar un terreno complejo ☺.

Apertura: Ángel Juste e Iñaki Erdozain

Material: La vía tiene las reuniones montadas con parabolt y los largos con 2 o 3 seguros. Juego completo de Friends hasta el nº3, 13 cintas (varias largas) y doble cuerda de 60 m.

Aproximación: atravesamos el pueblo de Meano, dejando a la izquierda el cementerio. Seguimos una pista que nos lleva hasta una especie de cantera y continuamos hasta un pequeño apeadero. Ascendemos por el sector Kalandrakas y giramos en dirección a la pared,…hasta terminar en una pedrera “inmunda”…

Arrancamos en un primer largo de trámite (30 m, IV), por jardines poco apetecibles, remontando hasta la base del muro característico. El segundo largo es un muro tiesillo que requiere de atención y temple para avanzar y proteger (30 m, 6a+); llegamos a los pies de un diedro característico.

Aquí el terreno cambia considerablemente y la escalada se hace mucho más interesante. Bonito tercer largo (25 m, 6b+) primero en fisura y luego a placa, para volver después al diedro, y llegar a la R.

Continuamos por un largo en travesía ascendente que va a parar a un nicho de cagadas de buitre (30 m, 6a). Mucho ambiente para contornear por arriba la bóveda de la pared.

Quinto largo: 5 estrellas! sale en travesía aérea y asciende a otro nicho para continuar por un diedro picante en la base (25 m, 6c).

La última tirada nos deja en la arista cimera del Peña Alta, después de remontar una sucesión de diedritos y placas. En definitiva: otra de las indispensables de la Sierra!

Descenso: por la vía “Regender”, que queda 100 m continuando la arista hacia el este. Ojo porque hay un rapel de camino que conduce a un volado de grandes dimensiones! (por donde bajamos nosotros pagando la novatada!)

Horario: 20´aprox., 4 h 15´escalada y 1,5 h descenso

Referencias bibliográficas: “Guía de escalada en La Rioja” de Ángel Juste

Regulación de Escalada: En todas las vías del sector Kalandrakas. Ley Foral 2/1993, de 5 de marzo, de Protección y Gestión de la Fauna Silvestre y sus Hábitats. Prohibido desde el 1 de febrero hasta el 30 de junio.

Biaizpe/Dos Hermanas. Hermana Mayor. “tutifruti” de vías: Eurostias, Karnaza, Caballé y Patxi Berrio

Llega septiembre acompañado de “la vuelta al cole” … y de las escapadas relampago a paredes cercanas a casa. Joni y yo aprovechamos para ponernos al día y exprimir una tarde escalando un tutifruti de vías en la Hermana Mayor, de lo más interesante: Eurostias, Karnaza, Caballe y Patxi Berrío. Un itinerario que nos ha parecido elegante, con largos muy chulos.

Desnivel y dificultad: 230 m, 6a+ (6a oblig.)
Material: 12 cintas express y un juego de friends hasta el 3 y reuniones. Hay chapas en algunos largos, aunque se presta a completar.
Aproximación: desde el apeadero del camino de huertas, continuamos la pista y cruzamos el río en el puente. Seguimos unos hitos, que se adentran en dirección a la base.
Comenzamos con el primer largo de “Eurostias”: una tirada larga (55 m) que supera algunos muritos macizos y nos deja debajo de un muro vertical.
En este punto podemos escalar el 2º largo de Eurostias o continuar al recto por el muro de “gotas” de “Karnaza” (6a+). Por ser originales, nos metemos por “Karnaza” y, la verdad, es una tirada que merece mucho la pena y que nos hace escalar, gestionando pies y coordinando…
llegamos así a la R3 de “Caballé”
Desde aquí, en una tirada muy larga, empalmamos los dos largos de la “Caballé” hasta el jardín. Joni se viene arriba y terminamos al ensamble. Se trata de dos tiradas muy chulas: una en diedro/chimenea diagonal y la otra, algo más corta, para alcanzar el jardín…
Desde el jardín, continuamos hasta la característica horquilla que conecta con la vertiente noreste y la vía “Patxi Berrio”
Aquí se puede continuar por “Caballe” (a la izda.) o seguir por el marcado espolón de la “Patxi Berrio”. Optamos por esta segunda y resulta un largo de lo más chulo,…muy pirenaico diría yo jjj
Ya sólo nos queda continuar la arista y escalar el último resalte (V-) antes de iniciar el descenso…
Sin duda, otra de esas tardes que nos llenan el alma…
Horario: 15 ‘ aprox, 3 h de escalada y 1 h para el descenso.
Referencia bibliográfica: “Escalada en Navarra. Guía Completa” de Carlos Velazquez

Pic de Estrémère, vía “Pirineos con Fronteras”

Itinerario aproximado de "pirineos con fronteras"

Después de un largo sábado engullidos en la inmensidad del Midi, nos reunimos cuatro buenos amigos para “descansar” en una de esas vías con chapas que quedan a mano en el Valle de Tena. Nos decantamos por “Pirineos con Fronteras” que recorre la original pared sur del Pic de Estrémère: una vía que discurre por las debilidades de la pared, de forma cómoda y sin compromiso.

Desnivel y dificultad: 300 m, 6b+ (6a oblig.)

Apertura: Julio Benedé, Luis Royo y Carlos Budría en 2009.

Material: 12 cintas express y material de reuniones.

Aproximación: Desde el parking de Portalet, acercarse sin mayores complicaciones al pie de la pared, visible en todo momento (20 ´). La vía comienza al pie de un marcado espolón escalonado.

Se trata de un itinerario deportivo en pared con los largos L1, L3 y L5 más interesantes en relación al resto.

Igor recogiendo el L1 (un murito vertical, con un paso físico 6a+), con la sombra de la Aguja de Portalet a sus espaldas…le sigue un segundo largo V+, que asciende a la cima de la aguja y va a montar R a los pies de un muro vertical…

Nuestro L3, empieza con un murito muy vertical que requiere una buena lectura (6b/6b+)…vamos a parar a los pies de un pliegue retorcido de la pared…

Llegamos así a un muro muy llamativo (6b+) que encierra la tercera “llave” de la vía. Muy chulo, la verdad…

Le sigue un bonito V y luego un jardín (de 60 m), para superar un último murito (V) desde lo alto de la canal…

En definitiva, uno de esos días en los que compartimos una escalada amable, en la mejor compañía!…

Descenso: seguir un sendero hacia el este que nos lleva de nuevo al parking de Portalet.

Horario: 20´aprox; 4,5 h de escalada y 1 h para el descenso.

Referencias bibliográficas: “La vallée d´ossau” de Xavier Buxó y Luis Alfonso.